miércoles, 15 de agosto de 2012

Maki sushi de salmón y queso brie

entre col y col, beluga

Hacer sushi es fácil y divertido. Podemos elegir el relleno a nuestro gusto, improvisar, innovar y sorprender a los comensales con una fusión de ingredientes de oriente y occidente, como en este caso. Admite las combinaciones que se nos ocurran y, si no nos apetece preparar el arroz nos lo venden ya listo para los makis en varias cadenas de sushi a domicilio.   No os desaniméis si no sale perfecto a la primera, sólo hay que practicar un poco para que el relleno quede centrado, pero no es difícil. Necesitaremos una esterilla de bambú (se maneja mejor que las de silicona) y tener congelado el salmón al menos 48 horas a -23ºC para evitar los anisakis. Es mejor utilizar los lomos para poder cortar tiras largas y de sección cuadrada, pero yo suelo utilizar la cola abierta y sin piel (hago poca cantidad). 


Música recomendada: Love () Gun, Aya Hirano (2007) 

Ingredientes:
(25-30 piezas)
arroz para sushi (preparado con 250 g de arroz japonica)
5 ó 6 hojas de alga nori
wasabi en polvo
salmón (5 tiras largas, preferiblemente del lomo)
queso brie (5 tiras y algo más para completar el largo del alga)

Para acompañar:
salsa de soja
jengibre
wasabi


entre col y col, beluga

Preparación:
2 ó 3 días antes congelamos el salmón a -23ºC. Lo sacamos la noche anterior y lo dejamos en la parte menos fría de la nevera. 
Preparamos el arroz para sushi con 250 g de arroz japonica (con aproximadamente la mitad de los ingredientes) para unos 5 rollos de alga nori. 
Mientras se cuece el arroz, partimos el salmón en tiras de aproximadamente 1 cm x 1 cm de sección y del largo de la hoja de alga nori. Si las tiras son más cortas no importa, podemos añadir salmón hasta completar el largo total.
Hacemos tiras con el queso brie, algo más estrechas que el salmón.
Preparamos el wasabi mezclando una cucharadita de polvo con agua hasta obtener una pasta moldeable.
Con el arroz templado y aliñado podemos empezar a formar los rollos de sushi.
Colocamos la hoja de alga nori sobre la esterilla de bambú, con la parte más brillante hacia abajo.
Extendemos el arroz sobre el alga, dejando 2 cm libres en el lado más cercano a nosotros y sólo hasta la mitad de la hoja de alga nori.
Untamos un poco de wasabi en el arroz, haciendo una línea, en el tercio más cercano a nosotros.
Colocamos los ingredientes del relleno sobre el wasabi. Para que queden centrados una vez cortado el sushi, hay que colocarlos como en la foto, en el tercio más próximo.
Enrollamos y apretamos ayudándonos de la esterilla de bambú. 
Cortamos cada rollo en 5 ó 6 porciones, procurando que sean lo más iguales posible.

Truco: Para que los cortes queden limpios mojamos un cuchillo muy afilado con vinagre de arroz (o agua con vinagre de arroz) y lo enjuagamos bien entre rollo y rollo. 

No hay comentarios :

Publicar un comentario